Independientes

Los estados ponen trabas a las candidaturas independientes

En lo que va del año, ocho estados de México han aprobado leyes electorales que endurecen los requisitos para que un ciudadano compita como candidato independiente en una elección local.

Se trata de leyes conocidas como “anti-Broncos”, en alusión a que se trata de normas que ponen trabas para quienes busquen emular a Jaime Rodríguez Calderón, el Bronco, el abanderado sin partido que ganó el gobierno de Nuevo León el pasado 7 de junio.

Aquí te presentamos un recuento de cuáles son los estados que han dado luz verde a este tipo de leyes, de los cuales siete tendrán comicios en 2016.

1. Baja California Sur

En el estado del noroeste mexicano —el único de los ocho en este conteo que no tendrá contiendas el próximo año—, el Congreso local aprobó que un aspirante que quiera ser candidato independiente a gobernador tenga que reunir las firmas de 4% de los electores en la entidad para obtener el registro, y quienes quieran ser candidatos independientes a diputados locales o alcaldes firmas del 5% del electorado de su distrito o municipio, respectivamente.

Lo anterior contrasta con el requisito exigido a nivel federal, pues para competir por la Presidencia de la República se necesita recabar las firmas de 1% del electorado nacional, para contender por una senaduría 2% de las firmas del electorado estatal, y para buscar una diputación 2% de las firmas del electorado de un distrito.

2. Chihuahua

En este otro estado del norte, el mínimo de firmas para quienes quieran ser candidatos independientes a gobernador, diputado local o alcalde se fijó en 3%. Pero, además, se estableció que quienes busquen este tipo de candidaturas deberán comprobar no haber militado en un partido político durante al menos los últimos tres años.

3. Durango

Como en Chihuahua, el Congreso de Durango fijó en 3% el mínimo de firmas que deberán reunir quienes quieran ser candidatos independientes a gobernador, diputado local o alcalde, y que deberán comprobar que en los últimos tres años no fueron postulados por un partido a un cargo de elección.

4. Puebla

En este estado del centro del país, los legisladores también establecieron el mínimo de 3% de las firmas del electorado para competir por cualquier cargo: gobernador, diputado local o alcalde. Sin embargo, añadieron otro requisito: que las personas que respalden a un aspirante independiente deban acudir a las oficinas de las autoridades electorales para confirmar ese apoyo.

5. Sinaloa

En esta entidad —la única que tiene un diputado federal independiente en la actual Legislatura, Manuel Clouthier—, el Congreso fijó en 2% el mínimo de firmas requeridas. No obstante, en el caso de los aspirantes a candidato a gobernador, dichas firmas deberán provenir de cuando menos la mitad de los municipios del estado.

6. Tamaulipas

Esta entidad siguió una ruta parecida a la de Chihuahua y Durango, es decir, exigir a los aspirantes independientes a cualquier cargo reunir al menos 3% de las firmas del electorado.

7. Tlaxcala

Hasta ahora, Tlaxcala es donde más se han elevado los porcentajes requeridos. Para el caso de quienes quieran la candidatura a gobernador, el mínimo de firmas será de 3%. Por otra parte, quienes aspiren a ser candidatos a diputado local tendrán que recabar 6% de las firmas de los votantes de su distrito, y quienes quieran ser candidatos a alcalde deberán juntar las firmas de 12% de los electores de su municipio.

8. Veracruz

En Veracruz, los legisladores locales fijaron en 3% el porcentaje de firmas mínimo para conseguir una candidatura independiente a cualquier cargo. Además, establecieron que los aspirantes deberán tener “buena reputación” y no haber militado en un partido político durante los últimos dos años.

 

 

Con información e imágenes de CNN México. 

El Congreso de Puebla ‘cierra el paso’ a candidatos independientes

Postularse como candidato independiente en Puebla, ya sea  para gobernador, diputado local o para alguna presidencia municipal será casi imposible.

Esto debido a que los interesados deberán de entregar en 20 días el 3% de firmas de apoyo del padrón electoral, además que los ciudadanos que impulsen este tipo de candidaturas, deben comparecer personalmente ante los órganos electorales.

La propuesta de reforma al Código de Instituciones y Procesos Electorales del Estado de Puebla (Coipep) fue aprobada en una sesión extraordinaria este sábado con 24 votos a favor y 12 en contra en lo general, mientras que en lo particular quedó con 23 a favor y 13 en contra, en un quórum de 36 diputados de los 41 que son en total.

Pero a diferencia de los estados de Veracruz, Chihuahua y Sinaloa, en donde han sido avaladas las reformas llamadas “anti Bronco” con mayoría priista en sus congresos locales, en Puebla, los principales impulsores de esta iniciativa fueron los panistas afines al gobernador Rafael Moreno Valle.

La discusión comenzó el pasado miércoles y estaba planeado que fuera aprobada el jueves en la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, pero ante manifestaciones de ciudadanos que la califican como “absurda”, se aplazó para este día.

A puerta cerrada, los integrantes de este grupo concretaron tres cambios a la iniciativa original: incrementar de 10 a 20 días el plazo para la comparecencia de los ciudadanos que impulsen las candidaturas independientes, establecido en el artículo 201 Quater; disminuir de tres a un año el tiempo de renuncia a la militancia en un partido político para poder competir por esta vía, y comprobar que el apoyo del 3% de los electores proviene de al menos dos terceras partes de los 217 municipios que componen la entidad y no tres cuartas partes como se proponía en un inicio.

Para el coordinador de la bancada del Partido Acción Nacional (PAN), Jorge Aguilar Chedraui los candados establecidos “son alcanzables, razonables y justos”.

En tanto, la coordinadora de la bancada del PRI, Silvia Tanús, justificó que los priistas votaron en contra debido a que consideran que esta ley está sobre regulada, aunque en la sesión sólo participaron seis de los ocho que son.

“Fuimos en contra de toda la reforma porque consideramos que el 3% pone en riesgo de convertir a la ley en fácilmente impugnable”, dijo a medios locales, e incluso señaló que se discutirá con el líder nacional, Manlio Fabio Beltrones, presentar un recurso de inconstitucionalidad.

¿Cuántas firmas necesita un independiente?

Un poblano que busque ser gobernador como independiente tiene que sumar en menos de dos semanas 130,980 firmas de apoyo, que representa el 3% del total del padrón de electores que es de 4 millones 366,000 habitantes.

Pero no basta con que entreguen esa cantidad, pues los electores que manifiesten el apoyo “deben estar distribuidos en por lo menos dos cuartas partes de los municipios que componen la entidad. En ningún caso,  la relación de los ciudadanos por municipio podrá ser menor al dos por ciento del padrón que le corresponda”, especifica el inciso a) del artículo 201 Quater.

Para la candidatura a diputado local, el 3% de apoyo deberá integrarse por electores de al menos dos cuartas partes de los municipios que componen el distrito, en tanto que para la elección de planillas de ayuntamientos, la suma de apoyos asciende al 5% en donde hay menos de 5,000 habitantes.

En los tres casos, no se permitirán actos anticipados de campaña para la recolección de firmas, lo que significa que los candidatos independientes tendrán únicamente 20 días para conseguir el apoyo, una vez que en la reciente reforma constitucional de julio de este año, se redujo el tiempo de las precampañas.
En el inciso II del artículo 201  exige a “los ciudadanos que decidan manifestar su respaldo a un determinado aspirante a candidato independiente, que deberán comparecer personalmente con copia y original de su credencial para votar vigente ante los funcionarios electorales que se designen”.

Cierran el paso a un nuevo ‘Bronco’

Otro de los candados es que,  para competir como independientes, los interesados tendrán que comprobar que no militaron en algún partido político al menos un año antes del día de la elección, lo que cierra el paso el surgimiento de algún “Bronco”.

En la elección de gobernador el 7 de junio pasado en Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón ‘el Bronco’ triunfó como independiente, aunque dejó su militancia en el Partido Revolucionario Institucional (PRI) apenas en septiembre de 2014. Una ley similar a la de Puebla, este personaje no hubiera podido competir.

Tampoco podrán conseguir una candidatura por esta vía quienes hayan participado como precandidatos o candidatos a cualquier cargo de elección popular por algún instituto político o coalición en el proceso electoral federal o local inmediato aunque no sean militantes.

Esta reforma fue avalada en medio de manifestaciones en contra, como la de líderes de cámaras empresariales como la Coparmex, el Consejo Coordinador Empresarial (CCE), rectores de universidades y sociedad civil.

Un grupo de poblanos opositores se apostaron en las afueras con pancartas, entre quienes destaca Alberto Merlo, candidato independiente en las pasadas elecciones por el distrito VI, y dos primos del expresidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa, los expanistas Bernardo Hinojosa Polo y Gabriel Hinojosa Rivero.

Y desde las redes sociales, el cuñado del gobernador Rafael Moreno Valle y exsecretario general de su gobierno, Fernando Manzanilla calificó la reforma como “irrisorio”.

 

 

Con información e imágenes de CNN México.

Congreso de Chihuahua aumenta diputados y pone ‘candados’ a independientes

El Congreso de Chihuahua aprobó varias modificaciones a la ley electoral vigente, como el aumento del número de diputados y la imposición de nuevos requisitos para candidatos independientes.

Los diputados locales del PRI, Panal, PRD, MC y PT formaron un bloque para votar en favor de los cambios, pese a la oposición de la bancada del PAN que tomó en dos ocasiones la triubuna para protestar contra la medida.

El número de diputados pasó de 33 a 36 para, según los impulsores de la iniciativa, generar mayores condiciones de representatividad entre las fuerzas políticas. Sin embargo, el PAN acusó que se trata de una acción para beneficiar a los partidos pequeños afines al PRI.

En cuanto a las candidaturas independientes, el congreso de Chihuahua avaló que quienes aspiren al registro no deben haber participado en el proceso electoral inmediato anterior como candidatos.

Los candidatos independientes tampoco podrán haber sido militantes o dirigentes de algún partido político en un periodo de 3 años anterior a las elecciones en turno.

El próximo año se renueva en Chihuahua la gubernatura del estado y las alcaldías.

 

Con información e imágenes de SDP Noticias.

Congreso de NL tiene la oportunidad de ser independiente

Una de las dudas que surgieron a raíz del triunfo de Jaime Rodríguez Calderón fue cómo funcionaría el próximo gobierno sin el apoyo del Congreso, que continúa dominado por los dos partidos políticos tradicionales, el PRI y el PAN.

Sin embargo, para el politólogo Abraham Nuncio, director del Centro de Estudios Parlamentarios de la UANL, esa circunstancia lejos de ser un obstáculo debería significar una oportunidad para marcar una separación entre el poder Ejecutivo y el Legislativo.

“Tradicionalmente el poder Ejecutivo ha sido el dominante, y el poder Legislativo y también el Judicial han estado subordinados a la influencia del gobernador en turno.

“Significa ésta coyuntura una gran oportunidad para el Legislativo de marcar su independencia del Ejecutivo”, apuntó el académico.

Sandrine Molinard, directora del Consejo Cívico, señaló que los legisladores deben anteponer el bien común a los intereses partidistas.

Agregó que, si intereses políticos se resisten a la aprobación de reformas propuestas por el Ejecutivo y que benefician a la sociedad, entonces deberán ser los ciudadanos los que exijan a los diputados a hacer su trabajo.

 

Con información e imágenes de ABC Noticias.