Sudáfrica

Enviarán a Sudáfrica a 33 leones maltratados en circos

“Estamos encantados de que estos leones que han sufrido tanto se vayan a su definitivo hogar”, dijo en un comunicado Jan Creamer, presidenta de Animal Defenders International.

Según la organización el destino de los felinos será Emoya Big Cat Sanctuary, ubicado en unas 5.000 hectáreas de una finca privada en la provincia noreste de Limpopo en Sudáfrica. Explicó que el costo del transporte aéreo, que incluye un Boeing 747 y camiones, será de casi 400.000 dólares.

Los felinos, 24 de Perú y nueve de Colombia, soportaron maltratos en circos de ambos países. Animal Defenders International reportó que a “algunos les habían quitado sus garras, uno ha perdido un ojo, y muchos tienen rotos o muy deteriorados sus dientes a causa de su vida en el circo”.

Perú prohibió en 2011 y Colombia en 2013 el uso de animales salvajes en los circos, aunque su implementación y vigilancia en la práctica todavía es lenta.

 

 

Con información e imágenes de ABC Noticias.

Deja al menos 300 heridos choque de trenes en Sudáfrica

Un saldo de más de 300 personas heridas el choque de dos trenes en Sudáfrica, informó Nana Radebe, portavoz de los servicios de emergencias de Johannesburgo.

La funcionaria señaló que 326 personas fueron llevadas a diferentes hospitales de la zona, todas ellas con heridas de diversos grados, aunque hasta el momento no se han reportado decesos.

“Por ahora hemos sacado a personas con heridas entre menores y graves, pero ninguna en condición crítica”, comentó Radebe.

Aunque en un inicio se había dicho que el número de lesionados eran más de 400, la cifra fue ajustada, luego de que los bomberos buscaban a pasajeros que pudieran haber quedado atrapados en los vagones del tren.

La vocera explicó que ambos trenes iban en la misma vía, cuando aparentemente un tren en movimiento chocó con otro que estaba estacionario.

El accidente ocurrió en hora pico entre dos estaciones, y ambos trenes iban del centro de la ciudad de Johannesburgo al distrito de Soweto, dijo Lillian Mofokeng, portavoz de Metrorail para la provincia de Gauteng. Aún se desconoce la causa del accidente, dijo Mofokeng.

“Nuestra prioridad ahora es atender a los heridos y después establecer un transporte alterno”, manifestó. Alrededor de un centenar de pasajeros que no resultaron heridos serán llevados a sus destinos en autobús, agregó.

 

Con información e imágenes de SDP Noticias.

Confiesa Chuck Blazer sobornos por Mundial de Sudáfrica 2010

El ex miembro del comité ejecutivo de la FIFA, Chuck Blazer, aceptó ante un juez federal que él y otros funcionarios de organismo mundial de futbol aceptaron sobornos a cambio de votar por Sudáfrica como sede de la Copa del Mundo de 2010.

La fiscalía de Estados Unidos divulgó hoy la transcripción de la audiencia que se llevó a cabo en 2013.

“Otros y yo en el comité ejecutivo de la FIFA aceptamos recibir sobornos relacionados con la elección de Sudáfrica como país anfitrión de la Copa del Mundo de 2010”, dijo Blazer, ex secretario general de la CONCACAF.

Blazer también declaró que en 1992 participó en sobornos en la votación para elegir el país sede del Mundial de 1998, que finalmente se realizó en Francia.

 

Con información e imágenes de ABC Noticias.

Sudáfrica habría dado 10 mdd para tener el Mundial 2010

Algunas prácticas en la FIFA eran abiertamente desvergonzadas. Por ejemplo, el ex vicepresidente de la FIFA Jack Warner solicitó 10 millones de dólares en sobornos al Gobierno de Sudáfrica para que el país organizara el Mundial del 2010, según el Departamento de Justicia de Estados Unidos.

La dependencia dijo que estaba registrando las oficinas de la Confederación de Futbol de Norte, Centroamérica y el Caribe (Concacaf) en Miami, Florida. Poco después, la asociación dijo que las acusaciones y el arresto de su presidente, Jeffrey Webb, no serán impedimento para el desarrollo de la Copa Oro en julio.

Luego de que se conocieran los arrestos, el ex astro argentino Diego Maradona, un feroz crítico de la FIFA, dijo que estaba disfrutando de la situación y acusó a Blatter de manejar la institución con métodos mafiosos.

“(Estoy) disfrutando de algo que yo vengo diciendo de hace mucho tiempo. Hasta me han tratado de loco y hoy se dijo la verdad”, dijo el ídolo a una radio argentina.

El ex presidente de la Conmebol entre 1986 y 2013, el paraguayo Nicolás Leoz, de 86 años, también fue acusado. La cancillería de su país recibió el miércoles un pedido de extradición de Estados Unidos.

La Conmebol sostuvo en un comunicado que se comprometía a colaborar con las investigaciones y respetará “en cualquier circunstancia del juzgamiento, de la declaración de inocencia o culpabilidad de las personas involucradas”.

Desde Costa Rica, la fiscalía dijo que abrió una investigación contra el dirigente Li tras su detención.

La mayoría de los funcionarios arrestados en el lujoso hotel se encontraban en Suiza para el Congreso de la FIFA, donde Blatter enfrenta la candidatura del príncipe jordano Ali Bin Al Hussein.

Ali, que prometió que limpiará a la FIFA si es elegido como presidente, calificó lo ocurrido como “un día triste para el futbol”.

 

 

Con información e imágenes de Noticieros Televisa.

Sudáfrica moviliza al ejército para detener ola de violencia xenófoba

El ejército de Sudáfrica fue movilizado este martes a la ciudad de Alexandra en Johannesburgo con el fin de ayudar a la policía en la lucha contra los actos de violencia xenófobos que han dejado siete muertos en las últimas dos semanas.

Fueron las diásporas africanas que residen en Sudáfrica quiénes demandaron este despliegue de fuerzas militares como “último recurso”, señaló la ministro de Defensa, Nosiviwe Mapisa-Nqakula.

“El ejército será empleado como fuerza de disuasión contra la criminalidad”, explicó en una visita a Alexandra, donde se produjeron nuevos incidentes durante la noche.

Mapisa-Nqakula señaló que el rol del ejército no será sustituir a la policía y que es “precisamente porque no somos un Estado militarizado” que las fuerzas del orden están interviniendo paulatinamente.

También se están movilizando elementos en la provincia de Kwazulu-Natal en donde comenzaron los conflictos y donde se encuentra la ciudad de Durban. “Es nuestra responsabilidad garantizar que todo el país vaya bien”, agregó.

El ejército sudafricano no había sido desplegado por razones de esta naturaleza desde mayo de 2008, momento en que otra ola de violencia dejó 62 muertos.

En documentos oficiales se reporta que la violencia ha dejado siete muertos — tres sudafricanos y cuatro extranjeros –, aunque el balance no es completamente fiable.

Además de las muertes, estos conflictos han causado que miles sean deslazados, entre ellos alrededor de 900 personas que decidieron ser repatriados.

Sudáfrica acoge a 2 millones de inmigrantes africanos oficialmente registrados, junto a numerosos refugiados y sin papeles.

Esta ola de violencia refleja la frustración de la mayoría negra, que sigue estando privada del acceso a una educación de calidad, a salarios decentes o simplemente, a un trabajo.

Estos actos de violencia representan un duro golpe económico y diplomático para el país debido a que se había decidido apostar por el turismo.

 

Con información de CNN México.

Detrás de los ataques xenófobos en Sudáfrica.

El las principales ciudades de Sudáfrica, los extranjeros tratan de esconderse en estaciones de policías y en estadios deportivos. Personas macheteando a inmigrantes a muerte, tiendas saqueadas e incendiadas son lo que tienen que enfrentar estas personas día a día.

El pasado viernes, en un intento por detener a una multitud que incendiaba negocios de migrantes, la policía de Johannesburgo disparó balas de goma hacia las personas. El resultado de esta ola de violencia hasta el día de hoy ha sido la muerte de seis inmigrantes, el último registrado el pasado miércoles.

Los ataques continúan y otras países del continente intentan evacuar a sus ciudadanos de Sudáfrica. Sin embargo, esta no es la primera vez que una ola de violencia xenófoba explota en un país del continente africano.

Pero, ¿que inició los ataques? 

La violencia comenzó justo después de que el rey de los zulúes, Goodwill Zwelithini, dijera en una reunión que los extranjeros deberían “empacar sus maletas e irse” porque están ocupando los trabajos de los locales. Estas declaraciones fueron un detonador para la violencia contra los inmigrantes en la ciudad de Durban.

La gente cerca del rey ha negado que el hiciera esos comentarios e incluso señalaron que fueron los medios los que malinterpretaron sus palabras. A pesar de que los reyes son, en mayor parte, figuras ceremoniales en el país, definitivamente tienen mucha influencia en sus comunidades.

Por su parte, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) explicó que los ataques comenzaron en marzo después de que se presentara una trifulca laboral entre locales y extranjeros.

Ahora bien ¿por qué atacar a los inmigrantes?

Ciudadanos sudafricanos han acusado a los inmigrantes por la falta de oportunidades laborales que existe en el país y argumentando que debilitan los negocios locales y contribuyen a que haya un índice de criminalidad más alta. Según cifras gubernamentales, la tasa del desempleo en el país es de aproximadamente 25%.

Jacob Zuma, presidente de Sudáfrica, declaró que su gobierno esta enfocado en atender cuestiones sociales y económicas. Además dijo que los inmigrantes son una parte importante de la economía, pues traen habilidades que están en demanda y no deberían de verse como criminales. “Mientras que algunos extranjeros han sido arrestados por diversos crímenes, es engañoso y está mal encasillarlos o marcarlos a todos como involucrados con el crimen en el país.

Ahora bien ¿cuántos inmigrantes hay en Sudáfrica?

Alrededor de 2 millones de inmigrantes, documentados e indocumentados, tiene el país sudafricano. Esto representa el 4% del total de la población, según un estudio de la Universidad de Witwatersrand. Dentro de los inmigrantes, las personas provenientes de Zimbabwe representan el grupo más grande de migrantes.

Además, Sudáfrica es uno de los principales destinos para africanos de clase alta debido a su cercanía y su gran infraestructura.

¿Ha habido algún tipo de antecedente de ataques xenófobos en Sudáfrica?

Sí. Siete años atrás, Johannesburgo llego a ser el centro de tensiones anti-inmigrantes que resultó en docenas de muertes y que eventualmente se esparciría a Ciudad del Cabo. El mayor número de víctimas fue de origen zimbabwenses, que habían llegado a Sudáfrica para huir de la represión y dificultades económicas que había en su país de origen. Durante esta ola de violencia, la policía sudafricana arrestó a más de 200 personas.

Además, en enero de este mismo año, hubo otro brote de violencia hacia los extranjeros en donde se atacaron e incineraron negocios de inmigrantes.

Pero, ¿se puede considerar a la desigualdad como un factor?

Se debe de considerar que la mayoría de los ataques han sucedido en zonas pobres y marginalizadas.

“Depende de esta generación y las siguientes tomar los garrotes donde tú (Mandela) lo dejaste. Depende de ellos, a través de servir para profundizar nuestra democracia, atrincherar y defender la constitución, erradicar la pobreza, eliminar la inequidad, luchar contra la corrupción, y servir siempre con compasión, respeto, integridad y tolerancia”, aseguró la Fundación Nelson Mandela en un comunicado.

“Xenofobia, racismo y sexismo se deben combatir con tenacidad, sabiduría y entendimiento”.

El miedo por los ataques sigue creciendo dentro del país, por lo que los sudafricanos han tomado el internet y las redes sociales para protestar contra los ataques xenófobos y contra la violencia.

 

Con información e imágenes de CNN México. 

Sudáfrica vive actos xenófobos por tercer día consecutivo

Los saqueos de comercios regentados por extranjeros y actos vandálicos de tintes xenófobos continúan por tercer día consecutivo en las calles de varias ciudades sudafricanas, mientras el malestar con el Gobierno se dispara en los países de origen de los inmigrantes afectados.

El centro de Johannesburgo amaneció con varios vehículos calcinados y negocios incendiados, y la ciudad suroriental de Port Elizabeth vivió los primeros actos de pillaje desde que la ola xenófoba se desatara hace unas semanas en Durban, en la costa índica del país.

Las primeras represalias se produjeron en países vecinos como Mozambique, donde varios camiones y otros vehículos de matrícula sudafricana fueron apedreados por unos 200 mozambiqueños que cortaron el tráfico en algunos momentos, informan medios locales.

El Gobierno de Maputo ha cerrado parte de su frontera con Sudáfrica para evitar más incidentes.

Según radios del país austral, la compañía energética sudafricana Sasol ha repatriado a más de 300 nacionales que trabajaban en sus proyectos en la antigua colonia portuguesa, debido a la tensión creada por las agresiones a ciudadanos mozambiqueños en Sudáfrica.

En Zimbabue, la Unión Nacional de Estudiantes ha pedido a los jóvenes que ataquen negocios sudafricanos en el país, que como toda la región tiene a Sudáfrica como uno de sus primeros inversores.

Después de que Malaui anunciara que enviaría seis autobuses para evacuar a los cerca de 500 ciudadanos afectados por el estallido xenófobo, Zimbabue tiene previsto repatriar este domingo de Sudáfrica a un millar de inmigrantes.

Entre tanto, decenas de jóvenes zulús residentes en un hostal de trabajadores de Jeppestown (Johannesburgo) volvieron a concentrarse en la calle para exigir la salida de los inmigrantes que viven en la zona.

Armados con palos, hierros y escudos tradicionales, los alborotadores amenazaban entre cánticos en su idioma con ir a un poblado chabolista cercano para atacar y expulsar a los extranjeros, a quienes acusan de quitarles el trabajo.

La Policía disparó pelotas de goma en varias ocasiones contra el edificio en el que se escondía la turba después de perseguir a los vehículos que pasaban.

A una calle de distancia, un grupo de nigerianos evaluaba los daños causados a su taller, que fue incendiado con coches dentro la pasada noche y del que robaron un automóvil.

“Estoy asustado. No creo que este lugar vuelva a ser seguro. Quizá decida regresar a mi país”, dijo Prince Okhe, uno de los dueños del taller.

“El Gobierno (sudafricano) ni siquiera se plantea ofrecernos compensaciones por los daños sufridos. Ahora tenemos que empezar de cero, nos han dejado sin nada”, añadió su compatriota Moses Okoje.

“Hemos tenido que cerrar la tienda para que no lo robaran todo y para salvar nuestras vidas”, declaró una mujer de Zimbabue que lleva un negocio de piezas de automóvil en las inmediaciones del hostal de trabajadores.

Algunos inmigrantes entrevistados aseguraron que van a dejar el país en cuanto puedan recoger sus pertenencias.

También, el rey del pueblo zulú, Goodwill Zwelithini, anunció que se reunirá con los líderes tradicionales para pedir a la gente que ponga fin a los actos xenófobos.

Zwelithini es visto por muchos como el responsable de esta oleada de violencia, que se intensificó a finales de marzo tras pedir el monarca en un acto público que los inmigrantes de otros países africanos se fueran del país austral.

El rey zulú aseguró que los inmigrantes restan a los locales oportunidades de prosperar, y les acusó de degradar las comunidades en las que viven.

Desde sus palabras, al menos cinco personas han muerto y miles han tenido que abandonar sus casas debido de la violencia en la región de KwaZulu-Natal, donde se encuentra Durban.

Los disturbios se extendieron esta semana a varios sectores de mayoría negra de Johannesburgo y sus alrededores, particularmente en zonas con fuerte presencia zulú.

Según datos de la ONU, la crisis ha motivado el desplazamiento de más de 5,000 personas, que han sido alojadas en tiendas de campaña habilitadas por las autoridades o en edificios gubernamentales.

El Gobierno sudafricano ha sido duramente criticado por su tardía y débil respuesta al brote de violencia xenófoba, un fenómeno recurrente en el país que en 2008 acabó con la vida de más de 60 personas.

 

Con información e imágenes de Noticieros Televisa.